martes, 14 de mayo de 2013

Oveja que bala... XII


Buenas tardes!!
¿Cómo llevamos el martes? Yo ayer, en un arrebato de buen tiempo (y como desagravio por una injustísima multa que me pusieron) me corté el pelo bastante cortito... 






Y en ese mismo arranque de buen tiempo que os comentaba (que se ha jorobado hoy con los nubarrones y la lluvia), esta me pareció una buenísima idea:


AL encontrarla en Pinterest, he dado con el blog Celebrations at home, que voy a seguir más de cerca...  El tuto para la botella, lo podeis encontrar aquí. Básicamente, se trata de meter al congelador una botella (de alcohol, o de lo que queramos siempre que dejemos espacio para que se expanda al congelarse) dentro de una botella cortada de refresco. La verdad es que en el blog de origen se lo curran mogollón, y lo van congellando por capas, para que las cerezas y las rodajas de limón queden en franjas. Yo, que soy un poco menos previsora y quizás hasta un poco más rústica, la metería a piñón y hasta puede que sin decoración... total. se va a ir cayendo al descongelarse, y el caso es que la bebida esté fresquita, no??


 

No me digais que no mola?! Vale, que los críos ahora puede que no sepan lo que es un Eewok, pero para los que ya no cumplimos los 30 me parece un regalo supermolón. Este patrón, de Kristen Stevenson, se puede descargar de Ravelry, aquí.





No podía faltar el detalle ovejil... y como últimamente estoy sensibilizada con el ganchillo y los amigurumis... es que me saltan a los ojos. ¿A qué es un amor? Es un patrón que cuesta 4$ aquí. Si no me lo he comprado aún, es porque aún no sé si soy capaz de seguirlo en inglés... que aún soy nueva en este mundillo del ganchillo.

No sé a vosotros, porque a mí en casa me miran un poco rarito porque no soy muy dulcera... donde esté un bocadillo de chorizo y queso, o un sandwich de paté La Piara Tapa  Negra, que se quiten los pasteles. Curiosamente, sí me gusta cocinarlos, pero luego casi no me los como... El caso es que yo desayuno salado: huevo pasado por agua, cecina... y pan con aceite y sal. Así que estos muffins me han parecido una gran idea:




Aquí podeis ver toda la foto-receta. Básicamente, se trata de:

  1. Colocar esa pasta de patata en tiras (HashBrown, o Rösti, depende de dónde lo compreis...) y dorarlos en horno en moldes de papel. Sacarlos y presionarlos al fondo del molde.
  2. Hacer una mezcla de tortilla francesa (huevos, leche, bachon, queso), echarla encima del hash brown y volver a hornear.




Ya sé que os he dicho que no soy muy dulcera... pero es que esta presentación me ha encantado:


 Y no puede ser más sencilla de hacer... Os pondría el enlace, pero cuando he ido a visitar la fuente de Pinterest, ya no se podía conectar con el servidor que lo alojaba... Pero básicamente es gelatina azul, una cucharada de ¿natillas?, tres ositos de gominola y una sombrillita. Y queda una estupendamente. Este fin de semana se quedan mis primitos en casa de mi madre... a ver si la lío para hacerlo, y os enseño el resultado, jijiji. 

Y esto es todo por hoy, que tengo un evento que organizar...

Besitos de martes!!

1 comentario:

  1. La gelatina con los ositos es chulísima. Probaré a hacerlo!

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Blogging tips